¿En qué consiste el movimiento zero waste?

MegaTrends 2021
Cosmética Zero Waste

Promueve un consumo que no tenga ningún tipo de impacto para el planeta y el ecosistema vegetal y animal. Declara la guerra al plástico, el principal contaminante de mares y océanos, y apuesta por la compra a granel para evitar el desperdicio.

Además, aboga por el minimalismo y el dar una segunda vida a las cosas. Por eso prioriza el consumo de productos fabricados (y envasados, si es el caso) con materiales reutilizados, que sean reciclables y sobre todo, biodegradables.

Lo más importante, comprar lo que realmente se necesita y no dejarse llevar por la publicidad y el consumismo. Piensa en los hábitos de higiene y de cosmética. La cosmética ecológica es respetuosa con el medio ambiente y sin plástico.

La cosmética zero waste es ecológica y fabricarla no contamina.

Como este tipo de cosmética solo emplea componentes extraídos de la naturaleza, no se necesitan procesos químicos de laboratorio (muy contaminantes, por cierto) para obtenerlos. Además, muchas marcas cultivan sus propias plantas y como se rigen por los estrictos estándares de la agricultura ecológica, no utilizan pesticidas dañinos para el medioambiente. Por último, el proceso de fabricación se realiza en muchos caso con energías renovables y en el caso de las marcas más pequeñas, es 100% manual y artesanal.

Es libre de crueldad pues no hace pruebas en animales y existen opciones 100% veganas.

Respeta los ciclos vitales de la naturaleza. Una de las prácticas más bonitas de los fabricantes de este tipo de productos es que practican el cultivo biodinámico, que es aquel que respeta la estacionalidad de cada planta y que tiene en cuenta el movimiento de los astros a la hora de sembrar, regar, abonar y recolectar. Es decir, esperan a la salida, la puesta de sol, o la luna llena para plantar o recoger cada especie si se sabe que así nacerá más fuerte y por lo tanto, con mayores propiedades.

¿No es genial?